Buscar

juandon. Innovación y conocimiento

La búsqueda del conocimiento en una Sociedad de la Inteligencia

fecha

24 abril, 2010

LA UBICUIDAD ESTÁ YA EN LA VIRTUALIDAD DE LA RED

…por ahora parecía que solo Dios (y eso que algunos no lo creen así!) podría estar en todas partes. Las tecnologías de información y comunicaciones empiezan a darnos a nosotros los mortales este tipo de funcionalidad, con algunas desventajas, pero con muchas bondades.

Hasta donde teníamos entendido, solo Dios (y eso que algunos no lo creen así!) podría estar en todas partes. Las tecnologías de información y comunicaciones empiezan a darnos a nosotros los mortales este tipo de funcionalidad, con algunas desventajas, pero con muchas bondades.

Han surgido varios movimientos claros para llegar a lo que hoy conocemos como las plataformas para dispositivos móviles, la conexión a la Internet desde donde sea, y la capacidad de cómputo accesible desde cualquier parte.

Las tecnologías de comunicaciones han avanzado a tal punto que a través de telefonía celular y planes de conexión de transferencia ilimitada por las redes de datos sobre las de voz en los celulares, se puede tener acceso a la Internet a precios razonables. En algunos países los precios son absurdos, pero en los más desarrollados, la conexión es gratuita, como elemento indispensable para la venta de los demás servicios sobre el dispositivo. En promedio, una conexión de US$40 a US$60 le da conexión permanente con su dispositivo (mas adelante el tema del dispositivo) a la Internet.

Luego viene el dispositivo de conexión. Primero fueron los PC de escritorio con conexión a Internet, luego los portátiles con conexiones Wi-Fi para tener acceso a Internet a través de redes inalámbricas. Los últimos dos años han tenido un desarrollo vertiginoso los dispositivos pequeños donde mezclamos o convergen la PDA (asistente personal digital, agenda, etc.) con el teléfono celular. Así fue la primera Palm que tenía conexión a Internet. Estos dispositivos requerían aplicaciones especiales para que pudieran operar.

Hoy también hay un desarrollo fuerte en la Web con la aparición de tecnologías como AJAX y los conceptos de la Web 2.0 donde se facilita la construcción de aplicaciones muy livianas (que no requieren muchos recursos para operar). Estas aplicaciones requieren solo la conexión a Internet y un navegador (Explorer, Firefox o el que más le guste).

Avanzan las velocidades de conexión y avanzan también las características de los dispositivos móviles. El celular como primer dispositivo de conexión tenía una pantalla muy pequeña, de ahí al surgimiento de otros dispositivos de conexión celular con pantallas más grandes. El mayor de todos es el iPhone, que además de teléfono es agenda, PC, y demás funciones que se pudieran requerir, incluida la cámara fotográfica, reproducción de música y hasta cosas que no creería que necesitaría, como reproductores de películas. El iPhone resuelve la problemática de la pantalla con un zoom táctil que le permite al usuario son solo abrir dos de sus dedos sobre la pantalla, para agrandar lo que está visualizando.

En este último lanzamiento del iPhone se conjugan entonces la posibilidad de tener el teléfono con la pantalla lo suficientemente grande para poder ver y trabajar en ella mientras uno está fuera del escritorio, buena calidad de sonido en el teléfono, y un conjunto de aplicaciones a las cuales puede acceder con el mismo dispositivo.

Sin embargo lo mejor está por venir. Si las aplicaciones que utiliza ya están en la Web (por ejemplo, si usa las aplicaciones de Google, tiene documentos, hojas de cálculo, presentaciones, calendario, correo, etc.) basta con que apunte el navegador del dispositivo móvil hacia la dirección en la Web de estas aplicaciones y tendrá toda su información al alcance de sus dedos.

Siguen surgiendo aplicaciones en la Web de uso específico a las cuales quisiéramos tener acceso en forma permanente, como nuestro directorio telefónico, una aplicación de posicionamiento geográfico, nuestro listado de cuentas por pagar y recibir, los contactos de la oficina, etc. etc. (Una larga lista de etcéteras). Ya no requerimos un dispositivo con mucha capacidad ya que la información de estas aplicaciones estaría en la Web. No hay que sincronizar nada porque estaríamos accediendo al mismo archivo, indistinto del dispositivo.

Tendremos la información en alguna parte en la Web (no nos importará donde) y la podemos acceder sin preocuparnos por costos de acceso (seguirán bajando los valores de los planes ilimitados, o nos darán más velocidad por el mismo precio). Pronto podremos estar en todas partes a la misma vez! Que no se nos olvide que estos aparatos también tienen un botón de OFF, sino tendremos que cobrar horas extras por trabajar 24 horas al día “sin darnos cuenta!”

e-Learning Social | Las E-actividades

e-Learning Social | Las E-actividades.

ELEARNING Y SU “TECNOLOGÍA” ENTRAN EN EDUCACIÓN

Se trata de un nuevo enfoque educativo y social que incluye: actitud, valores, creencias, cultura, historia, flexibilidad, adaptabilidad, personalidad, identidad, sentimientos, emociones, motivaciones, relaciones, intereses, metas, decisiones y acciones, entre muchos más.
Para comprender estas múltiples dimensiones se puede abordar el tema desde la perspectiva de la complejidad académica mediante la “in-formación”, la “forma-ción” y la “in-forma-ción” de un conjunto de competencias (lingüísticas, científicas, tecnológicas, interdisciplinarias, intersubjetivas, interculturales, psicosociales y metacognitivas) que pudieran ser compatibles con un sistema educativo dinámico complejo, con acciones complejas de aprendizaje-desaprendizaje y reaprendizaje, con pensamientos complejos críticos y reflexivos, con acciones tácticas y estratégicas.
El especialista Manuel Castells se refiere a la transformación de la red social hacia un nuevo paradigma: la sociedad red (Castells, 1995). Se puede pensar que la transformación tecnológica incidirá en la transformación social, y este cambio social se reflejará en el cambio en el pensamiento, consecuentemente la inminente transformación educativa que vincula el e-learning en todas la actividades educativas, de cpacitación y de formación.
La utilización de Internet y la aplicación de las Tecnologías de la Información y las Comunicaciones (TIC´s) en el proceso de enseñanza-aprendizaje en la educación superior en la difusión del conocimiento a través de la formación de comunidades educativas virtuales y los modelos cibersociales de educación virtual con énfasis en foros de discusión y los blog’s, propiciarán la reforma del pensamiento que requiere una transformación educativa apoyada en tecnología para propiciar la transformación tecnológico-social hacia una Sociedad del Conocimiento.
La transformación tecnológica conlleva a la transformación educativa y consecuentemente a la transformación laboral que sólo es posible si aprenden a estudiar y a trabajar en ambientes donde la tecnología es utilizada en forma intensiva. Esta transformación tecnológica, social y educativa está orientada al desarrollo integral de las personas para desenvolverse en forma activa en ambientes donde la tecnología forma parte de su realidad, caracterizada por la formación de la red de redes humanas intercomunicadas.
Esa transformación de las TIC’s y su incorporación a la sociedad la cambiará haciéndola evolucionar mediante una transformación educativa al educar sobre plataformas tecnológicas de e-learning apropiadas que estimulen la comunicación y motiven las interrelaciones en la formación de profesionales que se desenvuelven a través de los dispositivos multimedia, una combinación de tecnología y sociología, es lo que el escritor Luis Joyanes Aguilar (Joyanes, 1997) acuño con el nombre de: Cibersociedad.
Las formas que asume esta realidad compleja cibersocial, como fenómeno y proceso a la vez, afecta en forma multidimensional, por la presencia de nuevos métodos disciplinarios e interdisciplinarios modificando la perspectiva didáctica hacia una nueva multidisciplinariedad compleja al enlazar todas las corrientes, pensamientos y disciplinas, en un mundo que evoluciona a gran velocidad en forma multidimensional (comida, música, ropa, servicios, turismo, transporte, educación, comunicación, etc.).
El impacto de esta nueva dimensión multidisciplinaria en la enseñanza es de gran magnitud al romper con los esquemas que presentaban los paradigmas de toda la vida desde Aristóteles pasando por Galileo, Khun o Einstein hasta nuestros días con pensadores de la talla de Guiddens, Moigne, Morin, Prigogine y del mío propio. Aunque todos tienen en común que sus pensamientos aceleraron los cambios en el mundo, el impacto del pensamiento complejo en la era planetaria ha logrado el achicamiento del mundo y su ensanchamiento geográfico, lo que Friedman denominó “La tierra es plana” por la combinación transdisciplinaria entre ciencias, humanidades, tecnologías y comunicaciones, para mencionar algunos.
La rapidez de la expansión digital y la instantaneidad de los grandes eventos obliga a una profunda transformación educativa que prepare a las personas a enfrentar los problemas de los tiempos actuales (la crisis, la ética, la emigración, el medio ambiente, la pobreza, las enfermedades, la explosión de los medios de comunicación, entre muchas más); esto evidencia el caos multidimensional provocado por la abrumadora difusión y expansión del conocimiento disciplinario que requiere de la transdisciplinariedad para su estudio y comprensión.
El enfoque multidimensional que se requiere para comprender el fenómeno educativo denominado e-learning incluye las dinámicas económicas, las pautas culturales, la transformación educativa, el desarrollo humano, los aspectos políticos y de valores que permiten la integración de una sociedad planetaria interconectada en redes y comunidades virtuales que tiene como referente el ciberespacio. No cabe la menor duda que se está frente a una nueva realidad que requiere romper el paradigma clásico por medio del talento, la inteligencia y la transformación pedagógica en la que se busca ofrecer oportunidades globales a las clases excluidas según cada problemática local.
El efecto de esta realidad multidimensional e interdisciplinaria por causa de la transformación tecnológica, social y educativa, y su expansión planetaria por la integración de las tecnologías de la información y las comunicaciones en todos los ámbitos de la humanidad con la creciente tendencia a la integración mundial de las comunicaciones, de la información desbordante, del conocimiento, de los contenidos, de los saberes, de las disciplinas, de la educación, del transporte, del intercambio de bienes y de servicios, así como de la transculturación entre las relaciones humanas es una transformación dinámica compleja de gran envergadura extensa e inmediata en el espacio y el tiempo orientada al desarrollo humano y a la evolución social, requiere de un cambio en la forma en que se educa a los ciberciudadanos.

Web 2.0, e-learning 2.0 y aprendizaje

Como muestra el esquema; las tecnologías Web 2.0 (blogs, wikis y redes sociales) posibilitan que se puedan realizar modelos cooperativos; donde los participantes son a la vez constructores y beneficiarios. Los modelos cooperativos llevan realizándose desde hace mucho tiempo (normalmente enmarcados en proyectos de gestión del conocimiento); pero es desde hace poco cuando se han comenzado a popularizar; tres son las principales razones:
Tecnologías diseñadas para realizar comunidades virtuales de forma sencilla y barata. Suelen ser productos basados en software libre y podríamos “etiquetarlas” como TIC 2.0 (Tecnologías de la Información y las Comunicaciones). En este grupo estarían los conocidos blogs, wikis y redes sociales.
Comunidades funcionando a nivel mundial. Hacen los efectos de demostradores, como el flickr o wikipedia; demuestran que la metodología cooperativa (constructores + beneficiarios) es viable y eficaz. Podríamos definirla como cooperación 2.0.
Poner un nombre a toda esta corriente. El término Web 2.0, a mi modo de ver, no es ningún invento, el término ha conseguido poner un nombre a todo una corriente. Esta acción ha servido para dinamizar enormemente este modelo cooperativo.
Por tanto el término Web 2.0 sería igual a Tecnología 2.0 + Cooperación 2.0; por eso se dice que Web 2.0 es más un modelo que una tecnología.
Ahora centrémonos en el mundo de la formación; hay dos tipos: la formal (la que hacemos dentro del aula) y la informal (la que hacemos fuera del aula).
La formación informal comienza desde que nos levantamos hasta que nos acostamos; la podríamos llamar experiencia o aprendizaje a lo largo de la vida; resulta que este aprendizaje infromal también se puede hacer on-line (principalmente a través de Internet) y la forma de hacer este aprendizaje “virtual” es a tarvés de la metodología Web 2.0. A todo esto se le denomina e-learning 2.0, que se le da la categoría de metodología incorporando la teoría del concectivismo.
A mi modo de ver, los formadores tenemos que tratar de aprender del aprendizaje informal; es decir, del e-learning 2.0 para tratar de aplicarlo en el aprendizaje formal. ¿Cómo podemos aprender del e-learning 2.0?, pues precisamente participando en una experiencia de aprendizaje informal “virtual”.
También es cierto, que antes de intentar aplicar el e-learning 2.0 en el aprendizaje formal ya sabemos algunas cosas:
Que no podemos hacer un cambio drástico. Por muy bien que nos suene, es inviable de un día para otro (perdón de un curso para otro), cambiar nuestras tareas habituales (explicar, evaluar, tutoría, prácticas, trabajos, …) por un modelo totalmente distinto.
Que se puede aplicar de forma puntual en los procesos de formación habituales. Ya existen cientos de experiencias y casos en los que se han utilizado los blogs y los wikis. Estas experiencias pioneras deben tener un papel importante, ya que deben tener un efecto demostrador (al igual que flickr y wikipedia lo han tenido con los sistemas cooperativos) sobre el resto de la comunidad académica.
Que hay una masa crítica de personas, suficiente para intentar crear una red social en estos temas.
Todo esto me lleva no solo a reflexionar, sino a intentar a pasar a la acción, a hacer camino andando; en el próximo post trataré de crear una red social sobre innovación educativa donde podamos cooperar, construir, beneficiarnos y aprender.
Autor:
Ahora centrémonos en el mundo de la formación; hay dos tipos: la formal (la que hacemos dentro del aula) y la informal (la que hacemos fuera del aula).
La formación informal comienza desde que nos levantamos hasta que nos acostamos; la podríamos llamar experiencia o aprendizaje a lo largo de la vida; resulta que este aprendizaje infromal también se puede hacer on-line (principalmente a través de Internet) y la forma de hacer este aprendizaje “virtual” es a tarvés de la metodología Web 2.0. A todo esto se le denomina e-learning 2.0, que se le da la categoría de metodología incorporando la teoría del concectivismo.
A mi modo de ver, los formadores tenemos que tratar de aprender del aprendizaje informal; es decir, del e-learning 2.0 para tratar de aplicarlo en el aprendizaje formal. ¿Cómo podemos aprender del e-learning 2.0?, pues precisamente participando en una experiencia de aprendizaje informal “virtual”.
También es cierto, que antes de intentar aplicar el e-learning 2.0 en el aprendizaje formal ya sabemos algunas cosas:
Que no podemos hacer un cambio drástico. Por muy bien que nos suene, es inviable de un día para otro (perdón de un curso para otro), cambiar nuestras tareas habituales (explicar, evaluar, tutoría, prácticas, trabajos, …) por un modelo totalmente distinto.
Que se puede aplicar de forma puntual en los procesos de formación habituales. Ya existen cientos de experiencias y casos en los que se han utilizado los blogs y los wikis. Estas experiencias pioneras deben tener un papel importante, ya que deben tener un efecto demostrador (al igual que flickr y wikipedia lo han tenido con los sistemas cooperativos) sobre el resto de la comunidad académica.
Que hay una masa crítica de personas, suficiente para intentar crear una red social en estos temas.
Todo esto me lleva no solo a reflexionar, sino a intentar a pasar a la acción, a hacer camino andando; en el próximo post trataré de crear una red social sobre innovación educativa donde podamos cooperar, construir, beneficiarnos y aprender.
Autor:
Ahora centrémonos en el mundo de la formación; hay dos tipos: la formal (la que hacemos dentro del aula) y la informal (la que hacemos fuera del aula).
La formación informal comienza desde que nos levantamos hasta que nos acostamos; la podríamos llamar experiencia o aprendizaje a lo largo de la vida; resulta que este aprendizaje infromal también se puede hacer on-line (principalmente a través de Internet) y la forma de hacer este aprendizaje “virtual” es a tarvés de la metodología Web 2.0. A todo esto se le denomina e-learning 2.0, que se le da la categoría de metodología incorporando la teoría del concectivismo.
A mi modo de ver, los formadores tenemos que tratar de aprender del aprendizaje informal; es decir, del e-learning 2.0 para tratar de aplicarlo en el aprendizaje formal. ¿Cómo podemos aprender del e-learning 2.0?, pues precisamente participando en una experiencia de aprendizaje informal “virtual”.
También es cierto, que antes de intentar aplicar el e-learning 2.0 en el aprendizaje formal ya sabemos algunas cosas:
Que no podemos hacer un cambio drástico. Por muy bien que nos suene, es inviable de un día para otro (perdón de un curso para otro), cambiar nuestras tareas habituales (explicar, evaluar, tutoría, prácticas, trabajos, …) por un modelo totalmente distinto.
Que se puede aplicar de forma puntual en los procesos de formación habituales. Ya existen cientos de experiencias y casos en los que se han utilizado los blogs y los wikis. Estas experiencias pioneras deben tener un papel importante, ya que deben tener un efecto demostrador (al igual que flickr y wikipedia lo han tenido con los sistemas cooperativos) sobre el resto de la comunidad académica.
Que hay una masa crítica de personas, suficiente para intentar crear una red social en estos temas.
Todo esto me lleva no solo a reflexionar, sino a intentar a pasar a la acción, a hacer camino andando; en el próximo post trataré de crear una red social sobre innovación educativa donde podamos cooperar, construir, beneficiarnos y aprender.
Autor: innovacioneducativa
Otros enlaces recomendados
Manual de recursos web 2.0 para profesores.

CLOUD COMPUTING Y VIRTUALIZACIÓN

Soy consciente de que en algunas de las ideas representadas aquí estoy borrando las fronteras entre el cloud computing y virtualización, pero los efectos siguen siendo válidos.)

Reducción y / o gastos en licencias de software simplificado – Las licencias de software son un problema menor con muchas aplicaciones de base de nubes de proporcionar gratuitamente oa muy bajo costo. Cada vez también vamos a ver más de pago de las licencias de uso y acuerdos de licencias que tengan en cuenta las necesidades específicas y el uso de colegios y particulares.
Disminución de la dependencia de personal basados en las TIC de la escuela – menor número de aplicaciones que se encuentran a nivel local significa menos para hacer por personal técnico de base de la escuela, con sus competencias y habilidades desviado a la red local y las necesidades de infraestructura, o se reduce aún más mediante agregación de la demanda a través de la prestación de la carta escritorios ayuda en línea y soporte de acceso remoto.
Permitir una mayor ubicuidad de acceso de los estudiantes y el personal – por mucho tiempo hemos limitado nuestro punto de vista de las TIC en las escuelas sobre lo que sucede en los escritorios instalados en las escuelas (con frecuencia en los laboratorios). Cada vez más personal y los estudiantes están exigiendo (exigente?) El acceso ubicuo a sus archivos, aplicaciones y conexiones sociales – en cualquier momento, en cualquier lugar, cualquier dispositivo. La computación en nube proporciona una forma eficaz de lograrlo.
Reducir / eliminar los problemas asociados con el control de versiones y actualizaciones de software – con ayuda de aplicaciones basadas en nube significa que las escuelas ya no tendrá que preocuparse de la edición en curso de actualizaciones de software a medida que ocurren automáticamente en la nube. Se acabaron los problemas asociados con algunos ordenadores en la escuela de operación de una versión del software, y otros de otra – o peor aún, estar siempre detrás de una versión (o por delante?) En casa.
La facilidad de aprovechar los beneficios de los sistemas de gestión compartida (LMS, etc SMS) – actualmente el baño del colegio con el administrador de vida de la mayoría, los sistemas de gestión que se utilizan para ayudar a que la dirección de las escuelas más eficientes tienden a ser más problemas de los que valen. Utilización de las aplicaciones basadas en la nube, o la virtualización de estos servicios, escuelas ahorra tener que hacer grandes inversiones, individuales, en primer lugar en el software, luego en el apoyo inevitablemente requiere para que funcione en el concurso local, ellos por el hardware necesario para instalar y ejecutar en él, y por último en los requerimientos cada vez más amplio de espacio, aire acondicionado y Upis necesarios para mantenerlos en funcionamiento. Luego está la ventaja de tener a gran escala, los sistemas interoperables que permiten a la perfección para la transferencia de datos (con permisos concedidos) entre los sistemas de aprendizaje de los estudiantes para que puedan continuar sin interrupciones. (Ahora hay algo que aspiran a!)
Permite una mayor experimentación, la elección y la agilidad en las aplicaciones utilizadas – lareg, aplicaciones monlithic y los derechos de acceso, condiciones de uso y concesión de licencias a su alrededor son a menudo el aspecto más restrictivo de cómo las TIC se utilizan (o no) en las escuelas. Tenga en cuenta la rápida adopción de tecnologías Web 2.0 fuera de la escuela en comparación a lo que sucede en el interior. servicios de Cloud y aplicaciones basados en puede prever más ágil, ágil uso y acceso – y permitir un montón de pequeños productos y servicios a ser “probado” sin el requisito de un compromiso a gran escala.
Reducir las barreras a la participación, contribución, distribución – gestión de identidades y acceso, un problema importante en nuestro sistema educativo actual, se pueden resolver más fácilmente en un mundo basado en nube, que permite un mayor grado la medida del acceso compartido a través de y entre sistemas y aplicaciones. Así también, la naturaleza de las aplicaciones que permiten una mayor participación y contribución de las personas porque las cuentas individuales se puede establecer y gestionar más fácilmente, y el contenido que se crea y se comparte de esta forma se pueden almacenar, gestionar y recuperar toda la red .
Infinitamente ampliar las oportunidades de intercambio de recursos – el suministro de recursos de alta calidad para apoyar la enseñanza y el aprendizaje sigue siendo un elemento clave en las escuelas. El problema es mantener todo al día y relevante. opciones de Cloud Computing ofrecen oportunidades ilimitadas para repositorios compartidos para el desarrollo, con derechos de acceso y de gestión dirigida a una mayor escala que dentro de una escuela en particular. Además, la restauración para el desarrollo del profesor y el estudiante se vuelve más desarrollados los recursos alcanzables en la nube.
Comprendo que esto es una lista bastante optimista, y como diagrama de Dion en la parte superior del puesto nos recuerda, todavía hay problemas con la informática en la nube que aún no se han resuelto por completo. Sin embargo, no puedo verlo desaparecer como una oportunidad, y mi intención aquí es provocar una reflexión sobre las posibilidades y generar más discusión acerca de cómo podemos hacer que esto suceda.

JUANDON

La vieja escuela no sirve en el siglo XXI”

Virginia Arce
Para LA NACION

La socióloga Inés Aguerrondo, experta en temas educativos, consultora de la Unesco y ex secretaria de Educación de la Nación (1993-1999), está convencida de que la escuela tal como la conocemos y la forma en que hoy se ofrece la educación “murieron con la sociedad industrial y ya no le sirven a la sociedad del siglo XXI”.
Aguerrondo es consultora del Instituto Internacional para el Planeamiento de la Educación (dependiente de la Unesco). Tiene 66 años y 40 de carrera profesional en el país y en el exterior.
Plantea la necesidad de crear nuevos espacios para la enseñanza, a los que llama “entornos de aprendizaje”, y sostiene que hay dos agendas superpuestas: la de la mirada hacia atrás, sobre lo que deberíamos mejorar respecto de la educación tal como la conocemos, y la agenda de una mirada prospectiva, que estudie qué se debe hacer con la educación de aquí para adelante.
Graduada en Sociología con diploma de honor en la Universidad Católica Argentina, en 1966, Aguerrondo fue profesora de posgrado en Administración de la Educación en la Universidad Di Tella y en la Universidad de San Andrés.
-¿Por qué cree que la sociedad del siglo XXI necesita otro diseño de escuela?
-La escuela tradicional fue la manera eficaz que la sociedad industrial encontró para extender los horizontes del hombre. Ese modelo fue el de la modernidad, pero hoy la sociedad del conocimiento ha trasvasado estas necesidades. Hoy en día se habla de educación de todos, a lo largo de toda la vida. El espacio del aprendizaje no es sólo la escuela, sino toda la sociedad. Y el alumno ya no es el de antes, no sólo porque se porte peor que antes, aunque las cuestiones de la autoridad también se basan en otras cosas.
-Aludió a un tema clave. Al presentar el nuevo proyecto para la secundaria, la Presidenta dijo: “Sin autoridad, no hay institución ni aprendizaje”.
-Totalmente de acuerdo. Pero hoy la autoridad se basa en otros criterios: no es la autoridad del rol social; es la autoridad de la persona, por su conocimiento, por su capacidad de interacción. Es cierto que se necesita quien conduzca el proceso de aprendizaje, pero el problema es que está en crisis la escuela como tal.
-Hay una realidad de la autoridad devaluada, que no existe, que es desafiada por los adolescentes. ¿Usted dice que esa autoridad debe basarse en el conocimiento?
-La escuela no transmite el conocimiento válido para el alumno, que, entonces, se aburre, porque no le ve sentido. La escuela está armada sobre la división del conocimiento de mediados del siglo XIX, cuando había “disciplinas”. Hoy se organiza el conocimiento en torno a problemas. Además, hoy la lógica no es la autoridad de la disciplina por la disciplina, es decir, el estar callado, quieto? Hoy, la disciplina es lo que podemos llamar modelo de taller, con ruido, gente haciendo cosas, productos y resultados. Nos hemos quedado pegados a la mirada tradicional.
-¿Qué lugar ocupa la educación en el imaginario de la sociedad actual?
-La educación, como aspiración o como deseo imaginario, creo que sigue siendo valorada. Se sigue pensando que cuanto más educación, mejor. El día a día de la escuela es lo que me parece que se ha deteriorado en los últimos 20 o 30 años. El conjunto de la sociedad percibe que el Estado no le puede garantizar que los chicos vayan al colegio y se queden…
-¿La crisis de la escuela pública está emparentada con la desigualdad social, la pobreza y la marginación?
-No es un problema sólo de la Argentina: va mucho más allá de ella. Hay que cambiar el modelo tradicional. La educación es un bien intangible, que tiene solamente resultados en el largo plazo. Para darle una idea: la ley 1420, que, en 1884, estableció la obligatoriedad escolar, en un contexto en el cual solamente el 15 por ciento de la población iba a la escuela, cumplió su objetivo del 100 por ciento sólo en 1960. Lo que pasa es que en aquel momento las elites tenían un consenso muy claro de hacia dónde ir. Había una institucionalidad que sostenía políticas de largo plazo.
-Hace poco, el ministro Sileoni dijo que la pobreza y la desigualdad son los enemigos más importantes que tiene la escuela. ¿Cómo incluir a los desplazados, que concurren a la escuela pública, básicamente?
-El sistema tiene que tener la flexibilidad suficientes como para poder contener estas diferencias, pero sin contenerlas desde el facilismo. Abrir instancias, pero que no partan desde el facilismo, sino desde la oportunidad de aprender. No creo que los alumnos hoy no tengan interés en aprender. No tienen interés en aprender cosas que la escuela les ofrece de la manera en que la escuela se las ofrece. Por eso decía que la escuela es una propuesta inválida para esta sociedad. Lo cual no quiere decir que yo crea que mañana no habrá más escuelas. Por eso le mencioné lo de “entornos de aprendizaje”, que tiene que ver con incentivar el aprendizaje entre pares.
-¿Cómo serían esos “entornos”?
-Quiero aclarar que la crisis de los sistemas educativos no es sólo propia de los países no desarrollados: es mucho más amplia, y abarca también a los países centrales. Estamos frente a una crisis del modelo clásico de escuela y todo lo que se haga por mejorar ese modelo es poco. La propuesta clásica del maestro con el pizarrón, dando la clase tradicional, tiene un límite. Hoy en día está muy claro que ésa no debe ser la manera de enseñar, que el aprendizaje tiene que ser entre los alumnos, que las actividades tienen que ser variadas, que el profesor no tiene que usar como único elemento la clase frontal clásica. Si uno pretende seguir sosteniendo un modelo organizativo e institucional generado hace 250 años, sin aggiornarse, las crisis serán siempre insolubles. No habrá manera de resolverlas.

Blog de WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: