Juan Domingo Farnos
formal_informal_learning
Desde muchos ámbitos de la Educación 2.0 se están redifiniendo los nuevos intentos de construcción de Escenarios de aprendizaje, cómo una especie de antesala de una Educación esencialmente significativa con adjetivos menos descriptivos pero si más agarrados a lo que son las necesidades personalizadas de los aprendices, una educación mucho más diluida, menos regulada y pautada, pero más “natural” a las personas.
 
Obviamente el empleo de las TIC ha producido, como punto de lanza un efecto irreversible, la Educación ya nunca será lo que era, eso ya está admitido por toda la sociedad, lo que no tenemos tan claro no es su por qué, sino como la utilizaremos y es en eso precisamente donde entra en escena nuestro segundo apartado en la propuesta que les ofrecemos, un Escenario Inclusivo-Ubícuo. de Juan Domingo Farnós
 
Cristobal Cobo en su libro:. .http://portal.educ.ar/debates/contratapa/recomendados-educar/aprendizaje-invisible-hacia-un.php ·El Aprendizaje Invisible” nos describe perfectamente bien que entenderíamos por aprendizaje líquido, aunque el lo denomina invisibley los artículos de Fernando Santamaría , sobre los mismos parámetros en que debería ubicarse y desarrollarse, aunque ciertamente queda mucho camino no solo por andar hasta su puesta en acción, sino incluso en tener una concepción clara y, lo más importante, generalizada y aceptada por los agentes que deben intervenir en la misma.
 
El efecto que la entrada de las Nuevas Tecnologías (TIC) ha producido en el mundo de la Educación, en un amplio aspectro, y de la Formación, especialmente, una situación de descolocación, primero en las esferas político-administrativas, a continuación en el conglomerado docente y por “decantación” a los aprendices y resto de la Comunidad Educativa.(Cuadro de la Educación actual)
 
A primera vista lo que si parece claro dentro de esta nueva disposición, son los roles de la jerarquía que venían desarrollándose en la concepción que se ha tenido de la Educación, lo cual es de obligado cumplimento que cambian hacia estructuras mucho más transversales y menos rígidas, con la entrada de nuevos actores necesarios en esta diferente concepción de la misma.
Dentro de este nuevo Escenario que se está generando por la adquisición en nuestro ADN de las TIC, como un elemento más de nuestra manera de pensar y de actuar, obliga de alguna manera a una mezcla de lo que sería la Formación reglada y regulada y la educación que todos adquirimos sin darnos cuenta, la que está ahí con nosotros sin darnos ni siquiera cuenta. Este fenómeno es el más importante y que cambiará la Sociedad por entero, las tecnologías hacen que la sucesión de las cosas sean de otra manera que nada tiene que ver con lo que hacíamos antes de ellas.
Se produce un trasvase de los centros de poder de lo que era la Educación, es decir, la Universidad y la Escuela, dejan de ser los “acaparadores” legales y únicos, para pasar a ser un elemento más, ya que la Ubicuidad de las TIC hacen que tanto la Educación como los aprendizajes no tengan ya condicionantes espacio-temporales.
Estas variantes que ahora aparecen, la presencial, la semipresencial y la online, hacen que el abanico de oportunidades y de posiblidades se multipliquen de manera exponencial. Todo el mundo dispondrá de la “oportunidad” y de la “posibilidad” de formarse, cuando y cómo quiera, las brechas sociales y económicas se derrumbarán como una castillo de naipes
 
Las posibilidades ubícuas que tendrá la Educación (hasta ahora era inmóvil y completamente rígida y estable), ejercerán una fuerza cintrífuga hacia caminos personalizados y autoformativos, cada aprendiz buscará su formación, no la de otros, este fenómeno llamadoinclusividad, hace que la búsqueda de la Excelencia de cada persona sea mucho más fácil de conseguir ya que la propia “liquidez” de la Educación lo facilita y mucho, es más, lo hace casi esencial y de obligado cumplimiento.
 
Y es a apartir de este escenario que se ha creado que debemos preguntarnos: Cómo ejecutaremos todos estos planteamientos que son completamente disruptivos y no innovadores, aunque algunos lo vean así)?
Sin duda esa es la gran batalla que se presentará dentro de nada y que debemos por lo menos definir, pensar y de alguna manera dar a conocer, para que la sociedad misma se pronuncie y nos indique las características reales que quiere para si misma.
 
Frente a todo lo que hemos expuestolo que ya no tiene sentido es reponer posicionamientos REDUCCIONISTAS y PROTECCIONISTAS, ya que no se sostendrían de ninguna manera, aunque nos pusiéramos pusilámines en una concepción catastrofista de una sociedad “maquinizada” que no viene al caso o de una falta de preparación de las personas, lo cual aún es menos creible des de el momento que las Tecnologías conviven con nosotros de una manera normal y generalizada.
 
Ya ni siquiera los postulados de muchos “prohombres” de la pedagogía que aclaman:” Más pedagogía y menos tecnología”, pues ni eso tienen sentido, la Sociedad es un mashup de circunstancias y de acontecimientos que todsos se producen por efectos varios y donde todo es necesario y nada puede ser excluido, por todo ello, nada es superior a nada ni a nadie y cada aspecto es importante según lo que se necesite, cómo y cuando.
 
Tampoco podemos caer en el “absolutismo” de autores como “Kurzweil, y el predominio de las máquinas sobre los hombres, ni lo uno ni lo otro, naturalmente, aunque en determinados acontecimientos, pueden prefçdominar unos y/u otros y tampoco debería pasar nada.
 
Consumidores a ser prosumidores y dentro de poco seremos autocreadores de todo lo que necesitemos (fotos comparativas y diferenciadoras), la manera en que nos educaremos ya no será ni “liquida”, seguramente será caótica para algunos, pero natural a cada persona y a la sociedad, para la mayoría.
 
 
El fenómeno de la Disirupción ayudará universalizar este desarrollo, no solo intelectual y científico, sino a humanizar la Educación de manera completa, porque aunque no lo entendamos muchos, nunca lo ha sido, siempre ha estado sujeta a normas impuestas, lo que de humano tiene poco, se mire como se mire y todo ello hará que la transparencia y la confianza, otros dos caballos de batalla dentro del mundo 2.0, ya no serán ni reseñables, porque también serán natruales y por tanto no hablaremos de ellos.
 
De hecho autores como el propio Tim Berners-Lee, el padre de la web, o el mismo Roger Schank ( Schank y Farnos) cambian la estructura normal de la Educación) el abanderado de la disrupción educativa junto a David Warlick, cada día estan despareciendo más de la escena Educativa-TIC, no porque no sean importantes, que siempre lo serán, sino porque sus planteamientos están siendo ya ultrapasados, y no precisamente por otros más”!tecnológicos” como <a href=”http://video.ted.com/assets/player/swf/EmbedPlayer.swf “Clay Shirky o el mismo Kurzweil, sino porque la propia normalidad de las cosas da más protagonismo a toda la sociedad y a nadie en concreto y especial.
 
Las Tecnologías y muy especialmente Internet, han dinamitado los “privilegios” de lo que era laEducación: el imperio de los “listos” y el de los “adinerados”, ahora los listos pueden serlo cualquiera y el valor del dinero ya no es la “referencia fractal” quie determina quien se educa o no.
 
En primer lugar, parece haber cierta confusión en cuanto al origen del término “aprendizaje informal”, tanto por el cartel y los comentaristas. Mientras que Jay Cross llevó el concepto a su actual nivel de popularidad, Malcolm Knowles es generalmente considerado como el creador del término a través de su libro publicado en 1970:educación informal para adultos: Una guía para los administradores, líderes y maestros. (Donald Clark)
 
 
Robert hace un débil intento de definir el aprendizaje informal, pero en el fondo no tiene ningún sentido en absoluto – “el aprendizaje informal, simplemente se refiere al aprendizaje que se produce …. así, de manera informal”.
 
 
En realidad tanto el aprendizaje formal e informal no tiene nada que ver con la formalidad de la enseñanza, sino más bien el sentido de que los controles de los objetivos de aprendizaje u objetivos. En un ambiente de aprendizaje formal, el departamento de formación o de aprendizaje establece las metas y objetivos, mientras que el aprendizaje informal significa que el alumno establece las metas y objetivos (Cofer, 2000).
 
 
Además, si la organización (que no sea el departamento de formación) establece los objetivos y objetivos de aprendizaje, como un gestor de la línea de la dirección de capacitación en el trabajo, entonces ahora es que normalmente se denomina “aprendizaje no formal” (Hanley, 2008). Así, en un proceso de aprendizaje formal, especialistas en aprendizaje o instructores establecer los objetivos, mientras que uno no formal tiene a alguien fuera del departamento de aprendizaje de establecer las metas u objetivos.
 
Robert menciona los términos “aprendizaje incidental” y “aprendizaje intencional”, que básicamente se refiere a la intención de los objetivos de aprendizaje. Un ambiente de aprendizaje intencional tiene un propósito de auto-dirigido, ya que tiene metas y objetivos sobre qué y / o la manera de aprender, mientras que el aprendizaje incidental se produce cuando el alumno recoge algo más en el ambiente de aprendizaje, tales como la acción de un modelo, que hace que él o ella a perder se centran en los objetivos de aprendizaje o la meta y se centran en un objetivo de aprendizaje no planificadas.
 
Mientras que el aprendizaje incidental es a menudo desestimada por los instructores, es un concepto importante, ya que a menudo tiene un efecto motivador en los alumnos que lleva a la “descubrimiento” de aprendizaje. Así que a menos que otras consideraciones evitarlo, puede valer la pena desviarse de los objetivos principales para tomar ventaja de un imprevisto “enseñar / entrenable momento”.
 
Por ejemplo, si estoy instruyendo a los alumnos para operar montacargas y estamos hablando de conceptos de seguridad, uno o más de los alumnos podrían interesarse en el concepto de seguridad que no está relacionada con la operación de montacargas. Sin embargo, si es posible, que debería tratar de ayudarles con el concepto de relación, que a su vez debe contribuir a motivar a los conceptos relacionados con la seguridad relacionados con las carretillas elevadoras. Además, podría llevar uno o más de ellos a interesarse más en el programa de seguridad y tal vez los llevan a involucrarse más con él.
 
Aunque pueda parecer obvio para la mayoría de los lectores que el aprendizaje tanto formales como informales incluyen el aprendizaje, tanto accidentales e intencionales, tal vez no sea tan evidente que el aprendizaje formal, a menudo incluye los episodios de aprendizaje informal y viceversa. Un estudio de dos años calcula que cada hora de aprendizaje formal se derrama a cuatro horas de aprendizaje informal o una relación de 4:1 (Cofer, 2000).
 
Así, Bell utilizó la metáfora de ladrillo y mortero para describir la relación de aprendizaje no formal e informal. Formal de los actos de aprendizaje como los ladrillos fundidos en el puente emergente de crecimiento personal. El aprendizaje informal actúa como el mortero, lo que facilita la aceptación y el desarrollo del aprendizaje formal. Señaló que el aprendizaje informal no deben sustituir a las actividades de aprendizaje formal, como lo es esta sinergia que produce el crecimiento efectivo.
 
Y, por supuesto, lo contrario también se da en que los episodios de aprendizaje informal a menudo conduce a un aprendizaje formal.Además, algunos episodios de aprendizaje que son estrictamente informal puede ser muy estrecha basada en que el alumno sólo aprende parte de una tarea o habilidades superficiales que no pueden ser transferidas a la tarea (Bell y Dale, 1999).
 
El aprendizaje informal no deben sustituir a las actividades de aprendizaje formal, como lo es esta sinergia que produce el crecimiento efectivo”. Sin embargo, parece que algunos defensores de aprendizaje informal sigue queriendo acabar con la mayoría de los procesos formales de aprendizaje. En E-LEARNING-INCLUSIVO, defendemos la convivencia de los dos, pero bajo otros parámetros, o sea, el aprendizaje debe basarse en la RESPONSABILIDAD DEL APRENDIZ y el SISTEMA y en su caso el docente, deberán actuar de facilitadores, nada más y nada menos…así como la misma EVALUACIÓN.
 
Una forma ampliamente aceptada de entender el aprendizaje en la sociedad en general, y también en los medios universitarios y de formación continua, es concebirlo en términos de adquisición y retención.
Algunas de las características que esta orientación promueve en los estudiantes pueden ser:
 
      -aumenta su almacén de datos;
      -construye un repertorio de destrezas y procedimientos;
      -divide los problemas en subunidades;
      -trabaja de forma lógica y metódica;
      -utiliza destrezas de memorización;
      -establece vínculos dentro de unidades de conocimiento;
      -utiliza de forma sistemática el ensayo y error para solucionar problemas.
 
Otra forma de entender el aprendizaje es concebirlo en términos de comprensión y cambio conceptual. De acuerdo con Atkins (1993:339), los estudiantes que se acercan a esta orientación manifiestan las tres características siguientes:
 
un dominio de los principios y conceptos, incluyendo la capacidad de aplicarlos a una comprensión del ‘mundo real’; una comprensión de los métodos de construcción del conocimiento que utiliza una disciplina determinada; un compromiso con el contexto social de esa disciplina, incluyendo cuestiones éticas y morales relacionadas.
 
 
 
Esta última orientación es coherente con la filosofía constructivista, en boga en los medios de educación y formación. En el ámbito de la tecnología educativa, superada la etapa de los prolegómenos del modelo de enseñanza asistida por ordenador (CAI), y ampliando los horizontes de la inteligencia artificial hacia una diversificación de paradigmas psicopedagógicos (Ruiz Carrascosa, 1995), podemos afirmar que con el desarrollo de los sistemas multimedia e hipermedia y de las redes telemáticas estamos asistiendo a una revitalización de conceptos alternativos de instrucción bajo nomenclatura nueva, tales como ‘constructivismo’, y ‘aprendizaje colaborativo’.
 
. Estos modelos, que se pueden describir bajo los parámetros del aprendizaje flexible y situado, la construcción social de los conocimientos y la implicación personal en los contenidos a tratar, demandan formas alternativas de evaluación del aprendizaje.
 
Las nuevas tecnologías, especialmente las basadas en la web, están conduciendo a la enseñanza y a la formación hacia direcciones que pueden parecer oportunas desde el punto de vista político o económica, pero que no siempre resultan ideales desde la perspectiva pedagógica. Aunque el aprendizaje a través de plataformas basadas en la web puede presentarse como ‘técnicamente novedoso’, esto no conduce automáticamente a mejorar la calidad de dicho aprendizaje. Un diseño didáctico de calidad lo es con independencia del medio; otra cosa es que este último ofrezca mayores posibilidades de aplicación.
 
Algo similar ocurre con la evaluación del aprendizaje cuando éste se ha realizado básicamente en plataformas de teleformación. Del mismo modo que es posible diseñar entornos de aprendizaje con tecnología hipermedia que soporten principios constructivistas en los aspectos más técnicos, pero no en la filosofía subyacente del modelo, se puede estar cometiendo el error de no aprovechar las posibilidades que brindan las nuevas tecnologías para reflexionar sobre nuestras prácticas evaluativas y su coherencia con el enfoque de aprendizaje adoptado.
 
Por tanto, al planificar la evaluación del aprendizaje en un medio como Internet, deberíamos partir de las respuestas que demos a una serie de consideraciones previas:
 
      -Considerar las herramientas y posibilidades de evaluación que ofrece el entorno de aprendizaje basado en Internet que hemos desarrollado.
      -Explorar las formas de evaluación más coherentes con el enfoque de aprendizaje adoptado.
      -Contemplar el modo de integrar armónicamente las opciones tomadas en los niveles de decisión anteriores.
 
Herramientas y posibilidades de evaluación a través de Internet
Una de las herramientas que más se ha venido utilizando para la evaluación del aprendizaje a través de Internet es el software para diseñar pruebas cerradas con posibilidad de autocorrección.
Las principales ventajas que ofrecen este tipo de métodos han sido puestas de manifiesto por McCormack y Jones (1997: 236-237):
 
      -Ahorra tiempo en su desarrollo y distribución.
      -Reduce el tiempo de respuesta, aumentando el efecto positivo del feedback.
      -Reduce los recursos humanos y materiales necesarios.
      -Permite el almacenamiento de los resultados y su posterior tratamiento.
      -Flexibiliza el momento en el que el alumno ha de realizar la evaluación.
 
Así, este tipo de evaluaciones basadas en la web aporta ciertos beneficios educativos. Desde el punto de vista del estudiante, la evaluación frecuente y periódica proporciona un refuerzo de los conceptos y aumenta la motivación. Los formadores, por su parte, pueden diseñar revisiones para cada módulo sin preocuparse de tener que encontrar el tiempo y los recursos para analizar los resultados: como discutimos más adelante, la mayoría de estos instrumentos ofrecen informes automáticos. Los estudiantes pueden acceder a estas pruebas en cualquier momento, de forma privada y en la comodidad de su propio hogar. Puesto que los resultados están informatizados, los estudiantes reciben un feedback inmediato.
 
Esto puede ayudar también a aquellos alumnos que sufren de ansiedad ante las pruebas de evaluación a que se relajen, así como minimizar el agobio de aquellos que suelen rendir menos.
Cuando la era del aprendizaje a través de Internet comenzaba a dibujarse, Romiszowski (1993) ya mostraba su preocupación por lo que él denominaba como una tendencia hacia la interactividad de nivel superficial, en función de la cual los alumnos disponen del control para navegar a través de amplias cantidades de información. Él argumentaba que, aunque esto puede parecer un medio capacitador, al menos que al estudiante se le den unos objetivos de aprendizaje específicos no tendrá criterios claros para elegir a qué contenidos acceder.
 
En este sentido, el uso de pruebas y tests de autoverificación, si están bien pensados y diseñados, pueden contribuir a orientar el proceso de aprendizaje de los alumnos, ayudándoles a comprobar si los aprendizajes que están realizando responden efectivamente a lo que se espera de ellos.
 
McCormack y Jones (1997: 241-242) han reparado también en los inconvenientes de este tipo de instrumentos:
 
      -Puede fomentar que los estudiantes se acostumbren al método de señalar y pulsar, generando cierta dificultad en pruebas que demanden una mayor profundidad en las respuestas.
     -Puede percibirse como un método impersonal, propiciando en los estudiantes un sentimiento de anonimato y aislamiento al verse enfrentados solos ante una máquina.
     -Someter a los estudiantes a un continuo uso de estos tests puede provocar que éstos pierdan su valor como instrumentos de evaluación.
     -La posibilidad de consultar el material antes de ofrecer las respuestas y la tendencia a introducir cuestiones sencillas para proporcionar un feedback positivo pueden fomentar un falso sentido de confianza entre los estudiantes.
     -La dificultad de introducir cuestiones de alto nivel en este tipo de pruebas puede generar un aprendizaje memorístico y la sensación de que lo único que se requiere es la memorización del material.
     La naturaleza de las respuestas puede ser restrictiva.
 
En definitiva, este tipo de pruebas responde a un modelo de aprendizaje más behaviourista, por lo que sus aportaciones en entornos constructivistas deben estar cuidadosamente planificadas. En este sentido, desde un modelo de aprendizaje autónomo se pueden aprovechar sus potencialidades de motivación, feedback inmediato y auto-control de los contenidos que cada uno va abordando, más que utilizarlas como medidas de control externo del aprendizaje. Por ello, en su diseño resulta interesante incluir pistas que sugieran a los alumnos las respuestas correctas, así como vínculos con los materiales de referencia relacionados con esos contenidos.
 
Cuando le damos el control y la autonomía de los estudiantes a aprender de la manera que quieran con las herramientas que ellos quieren, los resultados son fantásticos y los estudiantes están asociados con su maestro en el diseño de métodos de aprendizaje, herramientas y entornos que son los mejores para ellos.
 
Josh Stumpenhorst ha celebrado recientemente los resultados de este método de enseñanza en su blog en un post llamado “, impulsado por el aprendizaje del estudiante . ” En el post que comparte las formas facultada alumnos aprendieron las normas de la alfabetización que recibieron el mandato de cumplir. Esto es lo que hizo.
 
“Yo iba a dar el control completo del aprendizaje en mi Artes del Lenguaje para los estudiantes. Desde hace tres días, eso es exactamente lo que hice. En primer lugar, fuimos con nuestros estándares de distrito ordenó que había que” éxito “de aquí a Al final del año. Entonces, he compartido con mis proyectos de los estudiantes y actividades que había utilizado en los últimos años que estaban relacionadas con las normas específicas. Entonces todo era de ellos.
 
juandon