juandon
dhjum6tj6ffms4umzhsa
Muchas veces no hacemos bien las preguntas…, pero rara es la vez que no rectificamos, pensamos contando hasta diez y volvemos a preguntar, esta vez de manera más real, más intensa, “mas al hueso”, como se suele decir…: como “¿Qué tipo de aprendizaje debería estar teniendo lugar en esas escuelas?”
 
Si estamos a favor de un enfoque por el cual los estudiantes construyen activamente significado, un proceso interactivo que implica una comprensión profunda de las ideas y emerge de los intereses y preguntas de los propios estudiantes, estaríamos abiertos al tipo de tecnología que realmente apoya este tipo de investigación.
 
Muéstrame algo que ayuda a los niños a crear, diseñar, producir, construir – y estoy a bordo. Muéstreme algo que les ayude a hacer las cosas de manera colaborativa (y no sólo por sí mismos), y estoy aún más interesado, aunque es importante tener en cuenta que el aprendizaje significativo nunca requiere tecnología,…pero eso era “antes” ahora la tecnología está presente en todo lo que hacemos…, como escribíamos antes “el pasado no puede ser el lastre del presente”…

 

17458124_10213062813271406_5972411372869465712_n

 

 

Usar la tecnología para mejorar la comprensión de los alumnos a través de andamiajes y herramientas particulares. Uno de los mayores retos para un docente es el de proveer a sus alumnos oportunidades de aprendizaje significativas que satisfagan las necesidades de un cuerpo diverso de alumnos, diverso en habilidades y estilos de aprendizaje, así como diverso en experiencias culturales.

Recuerdo aquellas largas reuniones con la maestra de necesidades especiales en mi escuela,  discutiendo planes  individuales para los estudiantes de mi clase de matemáticas.  Me preguntaba cómo iba a poder atender las necesidades de todos mis estudiantes y seguir cuerda.  Orkwis y McLane (1998) resaltan el valor que la tecnología tiene para agregar a un curso con variados niveles y ofrecer diferentes  maneras de abordar el currículum de modo  que sea accesible a distintos estilos de aprendizaje.

 

 

 

Desarrollaron un marco de diseño curricular universal que tiene como meta la diversidad en el aula, brindando medios flexibles de representación, expresión y participación.  Argumentan que el emplear tecnología para enseñar partes del currículum ofrece el potencial para presentar conceptos de diferentes maneras y hacerlos más accesibles para los alumnos.  Por ejemplo, consideremos la influencia de un programa de simulación en la comprensión de las Leyes de Gravedad de Newton.

 

El alumno puede leer la descripción en el libro de texto o ver un video acerca de este tema.  De todos modos, algunos alumnos no comprenderán el concepto sin antes hacer algo.  Podrán explorar los conceptos referentes a estas leyes en un laboratorio tradicional lanzando objetos desde distintas alturas, teniendo que repetir las condiciones constantemente, así como también medir y tomar el tiempo cada vez. Este proceso puede resultar aburrido y tedioso, al margen de no poder asegurar las idénticas condiciones cada vez.

 

 

 

Un software de simulación cuidadosamente diseñado puede proveer eficientemente un espacio para múltiples ensayos, satisfacer los inquietudes de los alumnos y construir comprensión. Orkwis y McLane (1998) reconocen además el valor de la tecnología en involucrar a los alumnos en el aprendizaje a partir de un currículum individualizado, de acuerdo con los intereses de los alumnos, su nivel y su realidad cultural. Imaginemos un software de simulación que se adapta a la entrada de datos del usuario.

Por todo ello podrán usar la tecnología para apoyar el “aprender haciendo” y la reflexión, como indica Roger Schank .Ya he mencionado maneras en las que la tecnología promueve el “aprender haciendo”, recuerden el ejemplo de la simulación. Pero, la mayor influencia que la tecnología puede ofrecer es la de apoyar la  reflexión del alumno en este proceso de “aprender haciendo”. Jonassen (2000) postula que las herramientas digitales pueden ayudar a los alumnos a reflexionar sobre qué están aprendiendo y sobre cómo llegaron a aprenderlo.

 

learning-by-doing-como-aprender-a-emprender-!emprendiendo!_ampliacion

 

 

Argumenta que las herramientas digitales pueden apoyar el proceso interno de construcción de sentido a medida que los alumnos construyen sus propias representaciones.   Consideremos el valor de que los alumnos utilicen una herramienta visual como el software  Inspiration para mostrar gráficamente las diferentes etapas usadas para llegar a la comprensión final de las Leyes de Gravedad de Newton.  El diagrama podría mostrar un diagrama de flujo de su pensamiento (por ejemplo, la hipótesis inicial: el resultado de su primer intento en verificarla; las ideas sobre cómo modificar el siguiente intento; la hipótesis refinada; el resultado del segundo intento; las ideas sobre cómo modificar éste intento, etc.)

 

Estamos siendo testigos de una época apasionante, decadente sin duda, pero con una capacidad de cambios vertiginosos como nunca en la historia de la humanidad había pasado” (Juan Domingo Farnós Miró -@juandoming

La trayectoria del cambio educativo es la de un campo de estudio poco habituado a los éxitos. Un repaso superficial a su corta historia, el síndrome post-spuknit señala sus comienzos, pone de manifiesto que la frustración ha sido la nota dominante. Considerando las esperanzas que alentó en términos de control del cambio en las instituciones educativas en pos del progreso socioeconómico, estos “prometedores augurios” fueron traicionados por el fracaso que acompañó el despliegue de los grandes proyectos de cambio curricular centro/periferia. La frustración se ha visto, en parte, atemperada con la incorporación de aproximaciones más comprometidas con los aspectos prácticos.

 

 

 

Las perspectivas culturales y políticas de la innovación han roto la ortodoxia técnica ofreciendo alternativas sugerentes, pero su influencia ha sido francamente limitada, sobre todo si se observa la capacidad de pervivencia de los esfuerzos de cambio de tinte gerencialista, y su versatilidad para manifestarse a través de nuevas formas a lo largo del tiempo  ) M.Mar Rodríguez RomeroM.Mar Rodríguez Romero (Universidad de la Coruña)
Los graves problemas que todos enfrentamos cuando tratamos de aplicar prácticas innovadoras en los ambientes conservadores. He escrito mucho sobre esto, y no voy a elaborar, pero hay muchas causas de resistencia al cambio. Algunos son más defendibles que otras, pero ninguna resistencia al avance es más que simplemente que – resistencia.

 
Mucho más comunes, en cualquier caso, son ejemplos de tecnología que dan por sentado y, en última instancia, ayudan a perpetuar la enseñanza tradicional centrada en el docente que consiste principalmente en memorizar hechos y practicar habilidades. Captar una conferencia con un SmartBoard, cargar un libro de texto en un iPad, o en un PC, como suele hacerse en la mayoría de centros ( a eso llaman digitalización o también unos cuadernillos que se denominan digitales y que consisten en traspasar lo que has memorizado al programa que se compra, naturalmente) buscar datos en línea, ensayar habilidades con un “sistema de aprendizaje adaptable”, escribir respuestas a las preguntas del profesor (o libro) y subirlas a Google Docs. De cómo la tecnología puede hacer el proceso un poco más eficiente o menos triste, pero no hace nada para desafiar la pedagogía obsoleta. Por el contrario: son cosas brillantes que nos distraen de repensar nuestro enfoque del aprendizaje y tranquilizarnos de que ya estamos siendo innovadores.
default

¿Cuál es el lugar de la tecnología en la educación?:

a– Muchos docentes, al considerar la integración de la tecnología en sus prácticas, se preguntan dónde se insertaría ésta en sus contextos educativos. Algunos pueden sentir que integrar la tecnología al ya recargado currículum es como tratar de copiar una página en una fotocopiadora que tiene papel atascado. Otros se preguntan si sus habilidades tecnológicas les permitirán llevar adelante una clase donde integren tecnología.

b-Y por supuesto, algunos docentes se preguntarán si la tecnología no distraerá a los alumnos de aprender los conceptos importantes necesarios para obtener resultados exitosos en los exámenes estandarizados. Los docentes que reflexionan y se preguntan acerca de la relación entre la tecnología y el currículum, la tecnología y el docente, la tecnología y los alumnos,  son cautelosos. Es alentador cuando los docentes no ven a la tecnología como “la cura de todos los males”.  Esta cautela no existe en todas las profesiones.

 

flipped-venn-a-controlled-study-of-the-flip-learning

 

 

Larry Cuban (2001) utiliza un silogismo para resumir las creencias de muchos profesionales y entusiastas tecnólogos de Silicon Valley:

• El cambio produce una sociedad mejor

• La tecnología produce cambios

• Entonces, la tecnología crea una sociedad mejor.

-¿Qué es lo que hace a los docentes diferentes de estos tecno-fanáticos?

-¿Por qué muchos docentes no consideran los beneficios de la tecnología ni sus compensaciones?

 

 

 

Mi sensación es que los docentes ven a la tecnología como un recurso educativo muy costoso, no en términos de dinero, sino de tiempo. Puede llevar un tiempo considerable para docentes y alumnos familiarizarse con una determinada tecnología antes de poder utilizarla de una manera “inteligente”. También lleva tiempo el establecer las condiciones de logística para acceder a la tecnología de la escuela. Sería pertinente preguntarnos si  el tiempo que se requiere en el inicio y  la preparación valen la pena en relación a los beneficios educativos obtenidos.

La tecnología puede también conectar a los docentes entre sí. Desafortunadamente, muchos docentes trabajan aislados y pierden de este modo la oportunidad de aprender cosas valiosas que quizás ocurren en el aula de al lado, puerta de por medio, y ni hablar de intercambiar buenas ideas con aquellos que están aún más lejos.  Bransford et al (1999), del National Research Council (Concejo Nacional de Investigación), llevaron a cabo una amplia revisión  sobre las mejores prácticas en la educación.

 

 

 

Su trabajo mostró el poder de la tecnología para construir comunidades locales y globales conformadas por docentes, administradores, alumnos, padres, científicos, y otras personas, así como también la expansión de oportunidades para el aprendizaje de los propios docentes. Las herramientas digitales pueden también proveer el puente necesario para conectar educadores con expertos de las distintas disciplinas trabajando en ese campo. Imaginemos el valor de tener aun científico especialista en biotecnología conversando regularmente con un docente de ciencias, consideremos los beneficios para el docente de entender cómo los científicos llevan a cabo sus investigaciones y del científico de entender cómo se enseña ciencia en el aula.

 

 

 

La educación no es una talla única, todos no aprenden de la misma manera. Es único para cada individuo. Entonces, ¿por qué estamos tratando de hacerlo todo tan cortado y seco?

Eso lo podríamos tener claro del trabajo que venimos desarrollando , pero encima no los “puntúan otros”, no, nosotros ya que es nuestro aprendizaje, nuestro trabajo ( La evaluación de los aprendizaje, y ya entendemos que evaluar es aprender), pero se realiza siempre sobre patrones uniformizados emanados de curriculums preestablecidos y por tanto normatizados, pues bien, si usamos una evaluación computacional, “creando sistemas de software que se adaptan dinámicamente a la potencialidad cambiante de cualquiera de los recursos que se tengan en diferentes contextos, materiales de aprendizaje y sujetos de las acciones de aprendizaje…si los enfoques tradicionales evaluativos describen un ecosistema uniformizado, estos argumentos actuales no solo ya no sirven, si no que ya no son necesarios, están obsoletos.

 

 

Figure-2-Adaptive-management-framework-for-implementing-intensively-monitored-watersheds

 

 

Quizás para superar estas resistencias al cambio podría empezar por una EVALUACIÓN continuada de de DESEMPEÑO, es decir …En la evaluación de desempeño el supervisor examina el rendimiento laboral de un empleado y comparte con éste el análisis de los resultados obtenidos. La primera parte del capítulo se dedica al propósito de la evaluación de desempeño y la segunda a los pasos que podemos tomar para mejorar el proceso de comunicación con cada empleado sobre su rendimiento. Uno de los pasos más importantes, es la retroalimentación de información a los empleados. Mientras que este paso ha sido motivo de mucha tensión tanto para el supervisor como para el subordinado, en este capítulo analizaremos un sistema de retroalimentación que resulta altamente favorable para ambos. ….http://cnr.berkeley.edu/ucce50/agro-laboral/7libro/06s.htm

 

Diez ideas claves sobre evaluación: (Neus Sanmartí)

  1. La evaluación es el motor de aprendizaje
  2. La finalidad de la evaluación es la regulación tanto de la enseñanza como del aprendizaje
  3. El error es útil para regular el aprendizaje
  4. Lo más importante es aprender a autoevaluarse
  5. En el aula todos evalúan y regulan
  6. La función calificadora y seleccionadora de la evaluación también es importante
  7. La evaluación motiva si se tiene éxito
  8. La utilización de instrumentos diversos puede mejorar la evaluación
  9. La evaluación externa de los aprendizajes puede ser útil
  10. Evaluar es una condición necesaria para mejorar la enseñanza.
 
 
Aún más preocupantes son las variantes de la “ed-tecnología” que se ocupan de las calificaciones y las pruebas, lo que los hace aún más destructivos de lo que ya son: poner en línea las calificaciones (aumentando así su importancia y sus efectos perjudiciales), el uso de computadoras para administrar pruebas y ensayos; (Si su instinto es preguntar “¿Qué clase de competencia ?, ¿no es eso simplemente el calentamiento del conductismo?”,
 
Aquellos de nosotros que una vez hablamos en contra de los exámenes estandarizados anuales pronto nos angustiamos que a los estudiantes se les hacía tomar varias veces al año,para prepararlos para las otras pruebas. Pero no podríamos haber soñado que las compañías trataran de vendernos – o trágicamente, que los administradores y las juntas escolares estarían dispuestos a comprar – dispositivos distópicos que básicamente prueban a los niños (y recogen y almacenan datos sobre ellos) aspectos para desarrollando la capacidad de “hacer en nanosegundos cosas que no deberíamos estar haciendo en absoluto”.
 
 
Si usted no ha pensado mucho en el tipo de vida intelectual que queremos que las escuelas fomenten, entonces podría sonar emocionante para “personalizar” o “personalizar” el aprendizaje. Pero como he argumentado no hace mucho tiempo, no debemos confundir el aprendizaje personalizado con el aprendizaje personal, como muy bien explica Stephen Downes  “Hoy en día oímos la frase “aprendizaje personalizado”, tanto que ha comenzado a perder su significado. Wikipedia nos dice que es la “adaptación de la pedagogía, el plan de estudios y los entornos de aprendizaje de los estudiantes o para los estudiantes con el fin de satisfacer sus diferentes necesidades de aprendizaje y aspiraciones”.

Incluso esta definición corta nos proporciona varias dimensiones a través de las cuales se puede definir la personalización. Cada uno de ellos ha sido objeto de un considerable debate en el campo:

               • Pedagogía – ¿necesitamos diferenciar la instrucción de acuerdo con las variables del estudiante o ‘estilos de aprendizaje’, o es todo un gran mito?
               • Currículo – ¿Deberían los estudiantes estudiar los mismos temas en el mismo orden, comenzando con temas “fundamentales” como la lectura o las matemáticas, o podemos variar este orden para diferentes estudiantes?
               • Entornos de aprendizaje: ¿deben los estudiantes trabajar en grupos en un aula colaborativa, o pueden aprender por sí solos en casa o con una computadora?

En el aprendizaje personalizado de hoy, la idea es permitir que la tecnología tome muchas de estas decisiones para nosotros. Por ejemplo, el aprendizaje adaptativo implica la presentación de diferentes contenidos de los cursos basados en la experiencia o desempeño previos del estudiante en tareas de aprendizaje.

Lo que estos enfoques tienen en común, sin embargo, es que en todos los casos el aprendizaje es algo que se proporciona al alumno por algún sistema educativo, ya sea una escuela y un maestro, o una computadora y un software de aprendizaje adaptable. Y estos proveedores trabajan a partir de un modelo estándar de lo que se debe proporcionar y cómo se debe proporcionar, y adaptar y ajustar de acuerdo a un conjunto de criterios. Estos criterios se determinan midiendo algún aspecto del rendimiento del estudiante.

Esta es la razón por la que hoy leemos mucho sobre ‘análisis analítico’ y ‘grandes datos’. La intención detrás de estos sistemas es utilizar los datos recogidos de un gran número de estudiantes que trabajan en entornos de aprendizaje similares hacia resultados de aprendizaje similares con el fin de hacer mejores recomendaciones a los futuros estudiantes. El “camino de aprendizaje optimizado” para cualquier alumno determinado se encuentra analizando el camino más exitoso seguido por los estudiantes más similares.

Es una pregunta abierta si mejoramos el aprendizaje empleando tales métodos. Presumiblemente, utilizando ensayo y error, y empleando una amplia variedad de variables pedagógicas, curriculares y ambientales, podríamos encontrar algunos resultados estadísticamente significativos. Pero la cuestión es si debemos aplicar estos métodos, por dos razones” (Downes)
personalized-vs-Personal-use
La primera consiste en ajustar el nivel de dificultad de los ejercicios basados en las habilidades prefabricadas basados en los resultados de los exámenes de los estudiantes, y requiere la compra de software. La segunda consiste en trabajar con cada alumno para crear proyectos de descubrimiento intelectual que reflejen sus necesidades e intereses singulares, y requiere la presencia de un maestro que cuida bien a cada niño.
En resumen, LA TECNOLOGÍA se aprende mejor dentro del contexto de tareas significativas vinculadas a partes desafiantes del currículum.  Las herramientas digitales pueden proveer múltiples puertas de entrada para vincular el aula con el mundo real y proveer andamiajes y herramientas de reflexión que ayuden a los alumnos a encontrar el sentido. Mientras que el currículum provee la guía fundamental sobre lo que los alumnos deben aprender, la tecnología es una herramienta que docentes y alumnos pueden utilizar para extender, interpretar y entender esta guía.
juandon
Anuncios